jueves, octubre 01, 2009

La Corona de Aceite

Posted on 7:27 p. m. by Apostol Duilio Vetere Casco



'No temas lo que estas por sufrir. He aqui, el diablo echara a algunos de vosotros en la carcel para que seais probados, y tendreis tribulacion por diez dias. Se fiel hasta la muerte, y yo te dare la corona de la vida'.
(Apocalipsis 2: 10)


A lo largo de las Escrituras nos encontramos con un gran numero de coronas que son para aquel creyente vencedor. El pasaje que trascribi arriba nos induce a pensar que las coronas son un galardon, un premio que se le da al creyente conforme a su fidelidad, es decir que aquellos que venzan a la infidelidad, ganaran la corona de la vida. Todas las coronas se ganan luego de las batallas, menos una: La corona de aceite.


Dios nos da una corona de aceite merced a Su Gracia, no porque hayamos ganado alguna batalla, sino que nos la da para que ganemos las batallas, puestos que estas han de ganarse gracias a la uncion del Santo que esta en nosotros. Puesto que la uncion pudre todo yugo, toda esclavitud, toda carga pesada para que seamos verdaderamente libres.


En este pasaje de las Escrituras que acabamos de leer, nos damos cuenta que las coronas se ganan, puesto que estas le son dadas solo a los vencedores, a los que triunfaron, a los que prevalecieron. A lo largo de la Biblia nos encontramos con muchas coronas, Corona de oro fino (Salmo 21:3), Corona de hermosura (Proverbios 4:9), Corona de justicia (2 Timoteo 4:8), Corona de mujer virtuosa para los maridos (Proverbios 12:4), Corona de riquezas para los sabios (Proverbios 14:24), Corona incorruptible de gloria (1 Pedro 5:4), Corona de la vida (Apocalipsis 2:10), Corona congegacional (Filipenses 4:1), etc.
Lo rico de esto es que solo podremos llevar estas coronas porque Jesucristo llevo la Corona de espinas por nosotros. Desde luego, el tener corona deja totalmente implicito el reinado, no hay rey sin corona ni corona sin reino, y el tenerla es un simbolo de autoridad. Como hijos de Dios, como creyentes en Jesucristo, debemos entender que El nos ha dado toda autoridad, que si bien antes de conocerlo no eramos nada ahora somos principes como esta escrito:


'El levanta al pobre del polvo, y al necesitado saca del muladar, para sentarlos con principes, con los principes de su pueblo'. (Salmos 113: 7, 8)


Este pasaje ensena quienes somos en verdad; pero con todo muchas veces no nos sentimos principes, y si nos cuesta a veces vernos como principes Nos sentiremos reyes? En muchas ocasiones si bien conocemos, entendemos y creemos que tenemos autoridad no vivimos en ella, y es entonces donde halla cumplimiento aquel verso que encontramos en el libro de Eclesiastes:


'He visto siervos a caballo y principes caminando como siervos sobre la tierra'. (Eclesiastes 10: 7)


El avivamiento de la Iglesia de Cristo que en todo el mundo se esta esperando, no puede iniciarse si primero todo el conglomerado cristiano no comenzamos a hacer uso de la autoridad que nos ha sido delegada por el SENOR Jesucristo. Muchas veces suponemos que estamos viviendo un fuerte avivamiento porque quizas el Espiritu Santo ha usado extraordinariamente a los ministros de alabanza, y hubo gran regocijo y vasos fueron quebrantados derramandose entonces un precioso y muy valioso perfume de adoracion, o porque hubo una uncion muy tremenda cuando predicamos; y pareciera que todo indicara que estamos en una etapa exquisita a la que llamamos: Avivamiento. Pero a la verdad si bien esto muestra un despertar de la congregacion, debemos de analizar si esto esta ocurriendo con toda la congregacion o solo con algunos hermanos. No estoy queriendo decir que no es importante que esto ocurra, siempre es una bendicion ver aunque sea a un hermano salir de su frialdad, de su 'tumba' con el fin de expresar la Vida que esta dentro de el, solo que esto es tenuemente el comienzo, puesto que habra un despertar total de la congregacion, toda la Iglesia, es decir todo el Cuerpo de Cristo entrara a otra dimension en cuanto a lo que se refiere alabanza, profecia, revelacion, etc. Quizas esto parezca una expresion de deseo, pero esto es lo que el SENOR me hizo ver, que habra un gran despertar de TODO el Cuerpo de Cristo; pero que tambien sera dificil permanecer en esta faceta.

Voy a poner un ejemplo porque hay veces que es mas facil comprender ciertas cosas a traves de ejemplos: Cuando el Cuerpo del SENOR Jesucristo resucito, cuando el Cuerpo del SENOR Jesucristo se levanto de entre los muertos Como lo hizo? Se levanto primero un brazo y un pie y luego un hombro y mas tarde la mano? No verdad, cuando el Cuerpo del SENOR se levanto se levanto TODO entero en un mismo momento. Pues lo mismo que le ocurrio al Cuerpo f?sico del SENOR le ocurrira al Cuerpo mistico del SENOR, TODO el Cuerpo se levantara vivo, en pleno avivamiento Gloria a Dios!


Pero veamos ahora otra porcion de las Escrituras para que esto quede aun mas sentado:


'Que hay, pues, hermanos? Cuando os reunis, cada uno de vosotros tiene salmo, tiene doctrina, tiene lengua, tiene revelacion, tiene interpretacion. Hagase todo para edificacion'. (1 Corintios 14: 26)


Ya notaron como dice este versiculo, que hay cuando se reunen como Iglesia?, y esta es una pregunta interesante, Que hay? habra murmuraciones, habra envidia o rivalidad, deseos de escapar! Que hay cuando estan reunidos hermanos? Sinceramente esta pregunta que escribio Pablo en esta carta no la formulo el, sino Dios es quien en verdad nos esta preguntando a todos que es lo que hay cuando nos reunimos, pues sabemos que toda la Escritura es inspirada por Dios. Aqui sigue diciendo: cada uno de vosotros, tiene salmo, tiene doctrina... este 'cada uno' que menciona el apostol Pablo no deja a nadie afuera. Todos experimentando diversas funciones conforme el Espiritu Santo les va dando.


La iglesia habra de levantarse triunfante, vencedora, llevando no una corona de soberbia (Isaias 28:1), sino una corona de aceite, una corona de uncion. Si llevamos esta corona, nosotros mismos llevaremos una corona, una corona de gloria y diadema de hermosura, y dicha corona sera Dios mismo, HaShem:


'En aquel dia el SENOR de los ejercitos sera por corona de gloria y diadema de hermosura al remanente de su pueblo' (Isaias 28:5)


Apóstol Duilio Vetere Casco
Rhema Ministerios

Seguidores